Luego de luchar por su vida durante casi tres meses, José Adrián Cuevas, de 44 años, falleció ayer. Era técnico de una empresa de televisión por cable y había sido atacado en agosto, en un robo ocurrido en Villa Muñecas.

Cerca de las 20 del sábado 25 de agosto, Cuevas estacionó su auto en inmediaciones de avenida Francisco de Aguirre y Viamonte. En el camino a su casa -residía en el barrio Lomas de Tafí-, se detuvo a conversar con un amigo que atiende una agencia de quiniela.

En ese momento fue abordado por dos delincuentes, que le exigieron que les entregara su teléfono. A pesar de haber consumado el robo, le dispararon y huyeron con dirección a Villa Muñecas. 

“Sus amigos lo vieron llegar. De pronto escucharon una explosión y fueron hasta el auto. Entonces se encontraron con mi marido ensangrentado. El auto estaba todo manchado de sangre. Le dispararon a través de la ventanilla a pesar de que mi marido les entregó el celular”, había relatado unos días después del ataque su esposa, Daniela Villagra.

Los restos de Cuevas serán velados desde este mediodía, en una sala ubicada en San Martín primera cuadra.